¿Temporal o definitivo? Son 56.000 kioscos cerrados desde el inicio de la cuarentena

Compartir

Sólo el 40% de los 90.000 locales continúa trabajando pero con ventas que se desplomaron en un 60% y con riesgos de seguir pagando “cuentas”.

Las graves consecuencias que el coronavirus está generando en la economía local afectan cada vez a más sectores. Ya casi no quedan rubros industriales, comerciales y de servicios en donde no se sientan los estragos que la pandemia no solamente causa en la salud de la población sino también en la actividad diaria de la Argentina.

Desde pymes a grandes empresas, desde bares y restaurantes a hoteles, desde cadenas de supermercados a automotrices, el común denominador es el derrumbe de la producción, la caída de las ventas, el cierre de locales, la suspensión de personal y hasta las rebajas salariales.

En este marco, también los kioscos salieron a advertir sobre el duro panorama que afecta a este sector que ya venía golpeado por la recesión en la que ingresó el país a partir del 2018 y con la cual se ingresó a la crisis del coronavirus.

Es más, de acuerdo a un relevamiento de la Unión de Kiosqueros de la República Argentina (UKRA), de los 120.000 kioscos que existían en todo el país entre 2016 y 2018, cerraron 28.000 producto de los “tarifazos”.

Es decir, en los últimos cuatro años dejaron de operar alrededor de 28.000 comercios y ahora por el mismo camino podrían seguir otros más por los efectos “devastadores” que las medidas para combatir el COVID-19 está causando en la actividad, de la cual participan 90.000 kioscos en todo el país, de los cuales 8.000 están ubicados en la Capital Federal.

Ahora, producto del pésimo escenario económico, 56.000 kioscos cerraron sus puertas, muchos de manera temporal y otros quizá definitivamente. Por lo menos así se desprende de un informe que el sector le envió al presidente Alberto Fernández mediante una carta firmada por la Cámara de Kiosqueros Unidos (CKU) en la cual se describe que sólo el 40% de los locales continúa trabajando.

También se le advierte al jefe de Estado que las ventas se desplomaron en un 60% en el marco de un mix de facturación que se reparte entre un 85% de cigarrillos y un 15% de varios.

Los kioscos advierten que es “insostenible” poder pagar la mayoría de las obligaciones.

Situación que se agrava con la necesidad de mantener los locales abiertos con los riesgos sanitarios que esa situación implica pero que se torna inevitable para poder subsistir durante la cuarentena impuesta.

“Nos exponemos por necesidad absoluta, por una ganancia paupérrima pero para poder sobrevivir”, se queja Pablo Spagna, vicepresidente de la CKU, quien agrega que otro dato no menor es que una gran cantidad de kioscos debieron cerrar por falta de personal para atender al público.

En la carta enviada al Jefe de Estado, la entidad empresaria apoya las medidas tomadas hasta ahora para combatir el virus y a las declaraciones de Fernández de anteponer la salud a la economía.

Pero aseguran que justamente es el factor tiempo lo que está “matando” al sector.  “Hemos visto de su parte acercar ayuda hacia varios sectores de la sociedad , pero se ha olvidado de los miles de argentinos que emprendemos, arriesgamos, invertimos, contratamos personal, trabajamos sin descanso, sin tomarnos una licencia, dependiendo del día a día y con ninguna garantía de ganancias”, le explican al Presidente en la misiva.

“Es una bomba que nos estalló a todos en la cara y lamentablemente ya no podemos más y hoy estamos enfrentando la más dura crisis sin reservas en vista a esta cuarentena y a la post cuarentena”, advierten los empresarios del sector.

“Somos miles de familias detrás de un mostrador, más las familias de quienes trabajan con nosotros que necesitamos ser auxiliados por el gobierno de la Nación”, reclaman.

SOLICITAN

1) Que en el Decreto 297/2020 Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio, en su Artículo 6 párrafo 11, sea incluido el rubro Kiosco, Maxikiosco, a fin de no tener dudas sobre la libertad de nuestro trabajo mientras dure la cuarentena.

En este punto Infokioscos, desde el inicio de la cuarentena, brindo información a todas las consultas sobre si debían abrir o no, aclarando que el argumento principal de este permiso a los “esenciales” era poder lograr el abastecimiento en “comercios de cercanía” y de “alimentos, bebidas y medicamentos” cómo así también el pago de impuestos por parte de la ciudadanía. Sin embargo hemos registrado un número importante de prohibiciones de “apertura de kioscos” en diferentes puntos del país. Por lo que la aclaración de este decreto aportaría el permiso definitivo a los kioscos.

2) Que en el DNU 319-320 sobre alquileres, se contemple una rebaja del 50%, ya que al tener los negocios cerrados no se generan ingresos y los pocos que trabajan lo hacen en un porcentaje que no alcanza ni a la tercera parte de la facturación habitual.

3) Que se suspendan los pagos de todos los impuestos definitivamente sin que ello implique aplicación de multas. En concreto, no pago de IVA, Ingresos Brutos, Autónomos, Monotributo. Carga sociales y Moratoria.

4) Que se aplique una reducción de un 50% sobre los servicios de luz, gas y agua y que los mismos no sean suspendidos por el término de 180 días.

5) El otorgamiento de créditos a tasa cero y de pronta aprobación para poner en marcha los negocios ya que el reinicio de actividades los encontrará con la mercadería vencida y para el cumplimiento del pago de sueldos a nuestros empleados.

“Somos los que ponemos la cara al coronavirus, ayudamos a la sociedad brindando Sube y carga virtual ( fundamental poder comunicarse) y queremos que alguien nos escuche”, demanda Spagna.

Fuente: iProfesional

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.